He aquí un famoso plato vegetariano chino. Lo he probado muchas veces, incluida una versión especial en un monasterio budista en lo alto de una montaña de una de las islas más alejadas de Hong Kong. Esta versión también está deliciosa y los ingredientes son más fáciles de encontrar.

Para 4 a 6 personas

120 g de palitos de tofu secos
16-18 shiitake secas (setas chinas)
30 brotes de lirio secos (agujas doradas)
15 g de setas de la madera secas
2 brotes de bambú en lata
1 raíz de loto en lata
1 lata pequeña de castañas de agua
500 g de espárragos frescos
1 lata de maíz dulce enano
3 cucharaditas de aceite de cacahuete
3 cucharadas de salsa de soja clara
2 cucharadas de salsa hoi sin
1 anís estrellado entero
2 cucharaditas de harina de maíz
2 cucharaditas de aceite de sésamo oriental
2 cucharaditas de azúcar

Hay muchos ingredientes que debe poner en remojo, por lo que conviene preparar varios recipientes. Corte los palitos de tofu en trozos pequeños y póngalos a remojo en agua fría 20 minutos. Escúrralos, vuelva a colocarlos en el recipiente y cúbralos con agua hirviendo. Déjelos enfriar. Ponga a remojo las setas secas en agua muy caliente y déjelas 30 minutos como mínimo (si son shiitake grandes y de buena calidad, tardarán una hora en absorber todo el agua, pero vale la pena esperar). Escurra y exprima para eliminar el exceso de agua (reserve el líquido) y recorte los tallos.

Coloque los brotes de lirio en agua caliente 30 minutos, escúrralos, quíteles las puntas si están duras y hágales un nudo o córtelos por la mitad. Ponga a remojar las setas de la madera en agua fría 20 minutos, escúrralas y córtelas en trozos pequeños, retirando los trozos manchados de tierra.

Corte en rodajas los brotes de bambú, la raíz de loto y las castañas de agua. Despunte los espárragos, pele el tallo inferior y córtelos en trozos. Blanquee los espárragos 2 minutos en agua hirviendo y sumérjalos en agua helada para que no pierdan el color. Escurra el maíz enano.

Ponga a calentar un wok, vierta aceite de cacahuete y cuando esté muy caliente fría el tofu, las setas y los brotes de lirio bien escurridos de 3 a 4 minutos. Agregue las salsas de soja y de hoi sin y 480 ml del líquido en el que haya tenido en remojo las setas. Añada el anís estrellado, lleve a ebullición, tape y cueza a fuego lento 20 minutos. Añada los brotes de bambú, la raíz de loto y las castañas de agua y cueza otros 10 minutos. Agregue la harina de maíz mezclada con una cucharada de agua fría y cueza hasta que la mezcla hierva y se espese. Al final, incorpore los espárragos, el maíz enano, las setas de la madera, el azúcar y el aceite de sésamo y mezcle bien. Sirva el plato con arroz.

Nota: Los brotes de lirio se venden frescos según temporada y su brillante color da un toque atractivo al plato. Son los brotes de una variedad de lirios naranjas y amarillos (Hemerocallis spp.). Si los usa frescos, no tendrá que ponerlos a remojo ni despuntarlos, ya que cuando están tiernos son muy crujientes. Los encontrará en tiendas especializadas en productos asiáticos durante el otoño.